Emergencias: 911
Niños y niñas: 1147
Adolescente madre: 800-226-2626
WhatsApp: 8989-1147

Los Derechos De La Niñez Y Adolescencia Son Prioridad Ante Emergencia Nacional

emergencia

 

San José, 9 de octubre del 2017.  Lograr que los niños, niñas y adolescentes sean atendidos de manera prioritaria, que no haya separación de los niños, niñas y adolescentes de su familia, garantizar la atención de la salud y nutrición, prevenir el riesgo y vulnerabilidad en los albergues, desarrollar actividades recreativas y educativas, y hacerlo todo para responder a los derechos más allá de la solidaridad, es el trabajo que realizan 160 funcionarios y funcionarias del Patronato Nacional de la Infancia (PANI) en coordinación con todas las instituciones del Estado, ante la situación de emergencia nacional que ha causado la tormenta Nate.

Para los niños y las niñas, las emergencias producen trastornos importantes en sus vidas y su desarrollo. A las pérdidas directas en su entorno familiar y vecinal, se le agregan múltiples efectos indirectos que hacen más agresivo dicho entorno, debilitan su autoestima, hacen más precarias sus condiciones de vida y afectan sus horizontes de desarrollo futuro, indica el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF).

Allam Solano, representante del PANI ante la Comisión Operativa de Emergencias (COE) indicó el lunes 9 de octubre se tienen registrados 1568 niños, niñas y adolescentes en albergues, con los que se ha trabajado en:

  1. Garantizar el refugio, abrigo, alimentación, higiene, agua y saneamiento y así evitar la aparición de enfermedades; esto en coordinación con todas las instituciones del Estado. Se han realizado censos para el registro de las personas menores de edad y se han repartido cientos de refrigerios en los albergues.
  2. Mitigar los efectos psicológicos, derivados del trauma del desastre; que interrumpen la tranquilidad de los niños, niñas y adolescentes y generan secuelas que alteran su desarrollo emocional, sus capacidades cognitivas y su inclusión en la sociedad. Esto a través del juego y de espacios recreativos en los albergues con la colaboración de las personas adolescentes, la comunidad y el personal del PANI que han organizado juegos tradicionales, pinta caritas, inflables y cine, entre otras actividades.
  3. Evitar la separación de sus familias, por la muerte de sus familiares o el desplazamiento de las poblaciones. Esto en coordinación con el OIJ y la Cruz Roja. También se trabaja en garantizar la búsqueda de familiares para la ubicación de las personas menores de edad.
  4. Vigilar y evitar el riesgo al maltrato físico, explotación, y abusos por parte de los adultos que deben cuidarlos en los albergues.
  5. Generar espacios educativos (clases, juegos, lectura y actividades de aprendizaje) por la inhabilitación de centros educativos producto del impacto del desastre en la infraestructura o porque se convierten en albergues transitorios.
  6. Convencer a las familias de que la protección de la vida de sus hijos e hijas ante el desastre natural es prioridad ante las pertenencias o cosas materiales cuando no quieren dejar la zona de riesgo.
  7. Comprar el ataúd para el sepelio de uno de los niños que falleció.

También se coordinó con la Comisión Nacional de Emergencias para informar algunos consejos para la atención de las personas menores de edad:

  1. Mantener cerca a las personas menores de edad.
  2. Procurar transmitirles tranquilidad con comentarios de paz y cariño.
  3. Aproveche conversar con ellos y ellas, sobre lo que piensan, lo que les preocupa y lo que sienten.
  4. Explíqueles porque motivo están ahí de una manera simple y tranquila.
  5. No los deje ir solos(as) al baño, siempre deben ir acompañados por un adulto.
  6. Invente cuentos e historias divertidas y creativas.

Para la Presidenta Ejecutiva, Dra. Ana Teresa León Sáenz se han tomado todas las medidas al alcance de la Institución para asegurar la integridad física, emocional y la seguridad de las personas menores de edad afectadas por la emergencia nacional. Esto se ha hecho desde el enfoque de los derechos de la niñez y la adolescencia y con la colaboración de todas las instituciones del Estado, las comunidades y en especial de las personas adolescentes.

 

Licda. Fanny Cordero Jiménez
Encargada de Prensa
Unidad de Comunicación y Prensa

Scroll Up Ir al contenido