Emergencias: 911
Niños y niñas: 1147
Adolescente madre: 800-226-2626
WhatsApp: 8989-1147

PANI InaugurÓ Albergue Barrio San Jose De Alajuela

PANI INAUGURA ALBERGUE BARRIO SAN JOSE DE ALAJUELA

Ubicado de la Iglesia de Barrio San José, 500 oeste (doblar en la primera a la derecha y seguir 1 Km directo) , teléfono 433-9772.
Inversión de 147.054.350 para la adquisición del inmueble.

Con el fin de brindar un espacio transitorio de protección y atención integral a adolescentes mujeres en condición de vulnerabilidad por permanencia en calle, reivindicar sus derechos y fortalecer su reubicación en la familia o en alternativas de protección especializadas, el Patronato Nacional de la Infancia (PANI) inaugura un albergue especializado en Barrio San José de Alajuela, este viernes 3 de febrero, a las 10:00 a.m..

En esta alternativa se atenderán hasta 20 adolescentes mujeres entre los 12 y 17 años, de todo el país, ví­ctimas de callejización prolongada, violencia sexual, deambulación y consumo de sustancias adictivas.

Este albergue de Barrio San José, al igual que La Garita en donde se atienden adolescentes varones, se constituyen en alternativas para la atención en crisis en donde se brinda atención y protección integral temporal, durante las 24 horas del dí­a, todos los dí­as del año.

Las personas menores de edad que ingresan pueden permanecer ahí­ hasta un máximo de tres meses, pero su estadí­a depende de las caracterí­sticas particulares de cada joven.
Durante su permanencia se desenvuelven en un entorno estructurado de apoyo, se promueve la revisión, adquisición y desarrollo de hábitos, normas de convivencia, destrezas, habilidades y expectativas de cambio. Todo ello orientado a facilitar y promover un conocimiento y manejo más preciso de la situación que atraviesa la joven, así como la identificación y ejecución de respuestas alternativas.

Para la Ministra de la Niñez y la Adolescencia Y Presidenta Ejecutiva del PANI, Rosalí­a Gil Fernández este albergue pretende ser un espacio donde la adolescente se sienta protegida, apoyada y ocupada, mientras se le brinda una atención integral en crisis. Paralelamente, se promueve la identificación conjunta de expectativas diferentes de vida y se les prepara para su ingreso a una alternativa de protección especializada acorde a su problemática principal o su retorno al hogar.
Lo anterior se lleva a cabo mediante el establecimiento de relaciones de coordinación y cooperación con los diferentes actores sociales involucrados en el trabajo con esta población: familias, organizaciones gubernamentales, organizaciones no gubernamentales, la comunidad, entre otras.
Con cada una de estas adolescentes se trabaja en las áreas fí­sica, afectiva, mental y espiritual; con el propósito de proponer un estilo de vida diferente. Esto a través de la terapia para la cotidianidad, el aspecto ocupacional, artí­stico, recreativo, deportivo, cultural, educativo-formativo, espiritual y en grupo.

Este albergue complementa el programa integral y permanente que emprendiá el PANI en setiembre del 2003 con la apertura de La Garita cuya inversión inicial fue de 144 millones de colones y la contratación de un equipo de cuido directo (14), profesionales (4 psicólogas, 4 trabajadoras sociales, 1 médica, 1 abogada, personal de cocina (3), seguridad (3), misceláneas (3), asistente administrativa (1) y la coordinadora del proyecto.

La Ministra Gil apuntá que cualesquiera de los esfuerzos orientados a brindar atención a las personas menores de edad en situación de calle deben tener como fundamentos esenciales la responsabilidad legal, la responsabilidad social la dimensión (estimada entre los 1200 a 1500 niños, niñas y adolescentes en calle en todo el paí­s), y la dinámica (situación multicausal y multifactorial, por lo que para su abordaje se requiere de servicios y personal especializados, así como de un sistema que ofrezca una alternativa de atención integral.

Agregó que el principal fundamento de cualquier iniciativa debe ser el componente humano, es decir una perspectiva humana intensa, que se refleja en los rostros de cada una y cada uno de ellos, quienes demandan una respuesta inmediata de la sociedad como un todo.

Responsabilidad social de la empresa privada

Como parte de la responsabilidad social empresarial, Tikal Holding S.A. donó alimentos para la atención de la niñez y la adolescencia del Patronato Nacional de la Infancia, la Asociación Obras del Espí­ritu Santo y Fundavida.

La empresa privada se constituye en un actor fundamental para alcanzar una cultura respetuosa de los derechos de los niños, niñas y adolescentes, en especial para atender y proteger a la población de personas menores de 18 años en riesgo, manifestó la Ministra Gil.

Scroll Up Ir al contenido